Font Size

Screen

Profile

Layout

Direction

Menu Style

Cpanel

Olimpiadas de vida

E-mail Imprimir PDF

En días pasados vimos por televisión, el desarrollo de los juegos olímpicos de 2012 en Londres. Nos sorprendemos como se destaca cada deportista , que no solamente ha alcanzado medallas de oro, sino también como en el caso del “Tiburón” de los Estados Unidos MICHAEL PHELPS, que rompió toda clase de records olímpicos; Comentaristas de deportes dicen que en cada olimpiada se han estado mejorando cada deporte, esto debido a que se ha invertido más  en cada uno de los deportistas , esfuerzo  y  la “Disciplina” rigurosa  que se lleva en cada uno de ellos a través de los años, hasta llegar a alcanzar Las Preseas doradas.

En la palabra del Señor,  el escritor de Hebreos en el capítulo 12 nos manda a despojarnos del peso del pecado y contaminación de nuestro ser para correr nuestra carrera hacia el supremo llamamiento que es en Cristo Jesús y el apóstol Pablo en la primera carta a los corintios capitulo 9 versículos 24 al 27, nos muestra como los deportistas en las diferentes disciplinas, desde la antigüedad, se esforzaban por obtener una corona (en esa época le era colocada una corona hecha con hojas de laurel, olivo, pino o apio), que simbolizaban que habían alcanzado la meta trazada por ellos. Pero era una corona corruptible, ya que con el tiempo se marchitaba. Lo mismo que la gloria que alcanzan estos atletas, que con el pasar de los años, si se acuerdan de ellos será solamente cuando se jueguen las olimpiadas.

Pero amado hermano y amigo, tenemos una carrera por delante , la cual hay que  seguir , no importa el esfuerzo, la disciplina, el sacrificio que haya que hacer, ni lo que haya que despojarnos;  esto es  para obtener una corona INCORRUPTIBLE (porque no la da el hombre ,sino Dios); Hasta alcanzar el mejor objetivo.

La salvación y vida eterna están al alcance de todo aquel que sea capaz de despojarse del pecado y poner sus ojos en la meta que es en el consumador de la fe, nuestro amado Señor JESUCRISTO.

Recuerda….  CRISTO TE AMA 

You are here